Iglesia católica colombiana se une a la conmemoración del Día Internacional de la Mujer

Iglesia católica colombiana se une a la conmemoración del Día Internacional de la Mujer

Cada 8 de marzo se conmemora el Día Internacional de la Mujer, como reconocimiento a la trayectoria construida por miles de mujeres para garantizar igualdad de derechos y oportunidades para ellas.

Es una fecha para reflexionar sobre el aporte que las mujeres han hecho en diferentes contextos como la ciencia, la política, el campo, la educación, la cultura y las transformaciones históricas que han logrado para reducir las violencias, promover políticas de trabajo digno, garantizar el acceso a la educación y participar en el campo político. También es una oportunidad para reconocer el invaluable aporte a la economía, desde el trabajo del cuidado dentro del hogar, en contextos familiares y en campos como la salud y la educación.

Los inicios de esa conmemoración se remontan a mediados del siglo XIX, en plena revolución industrial, cuando un 8 de marzo de 1857 muchas trabajadoras textiles decidieron salir a las calles de Nueva York con el lema ‘Pan y rosas’, como protesta por las condiciones laborales que padecían en ese momento y, asimismo, para reivindicar un recorte del horario y el fin del trabajo infantil.

A inicios de los 90 ya se conmemoraba el Día de la Mujer Trabajadora en países como Estados Unidos, pero fue en 1910 durante la 2ª Conferencia Internacional de Mujeres Socialistas, celebrada en Copenhague (Dinamarca), que se proclama marzo como un mes especial para ayudar, principalmente, a conseguir el sufragio femenino universal y el derecho al trabajo.  

Al año siguiente el 19 de marzo de 1911, se conmemoraba por primera vez el Día Internacional de la Mujer, pero en menos de una semana el mundo se conmocionaba con un hecho que marcaría la historia de la lucha femenina, pues el 25 de ese mismo mes, 123 jóvenes mujeres y 23 hombres, la mayoría inmigrantes, murieron en el trágico Incendio en la fábrica Triangle Shirtwaist de Nueva York.

Sin embargo, fue en 1975, durante el Año Internacional de la Mujer, que las Naciones Unidas empiezan a conmemorar el ‘Día Internacional de la Mujer’ cada 8 de marzo. Dos años más tarde, la Asamblea General de las ONU lo formaliza oficialmente.

El Santo Padre Francisco se ha pronunciado numerosas veces sobre el valor y papel de las mujeres reconociendo la legitimidad de sus derechos y dignidad, además de su aporte en la vida de la Iglesia. En la Encíclica Evangelium Gaudium, señaló que Las reivindicaciones de los legítimos derechos de las mujeres, a partir de la firme convicción de que varón y mujer tienen la misma dignidad, plantean a la Iglesia profundas preguntas que la desafían y que no se pueden eludir superficialmente”[1] y complementó diciendo que El genio femenino es necesario en todas las expresiones de la vida social; por ello, se ha de garantizar la presencia de las mujeres también en el ámbito laboral y en los diversos lugares donde se toman las decisiones importantes, tanto en la Iglesia como en las estructuras sociales”.[2]

Igualmente ha señalado la importancia en  la identidad y papel de la mujer en la vida social “En el curso de estos últimos decenios, junto a otras transformaciones culturales y sociales, también la identidad y el papel de la mujer, en la familia, en la sociedad y en la Iglesia, ha conocido notables cambios y, en general, la participación y la responsabilidad de las mujeres ha ido creciendo.”[3]

Y ha hecho un  llamado a soñar un futuro en paz con la presencia y participación de las mujeres. Durante la audiencia concedida a una delegación del Comité Judío Estadounidense (2019), se refirió a este tema diciendo “si amamos el futuro, si soñamos con un futuro de paz, debemos dar espacio a las mujeres (…). La paz es mujer. Nace y renace de la ternura de las madres, por eso el sueño de la paz se realiza mirando a la mujer”.

Como Iglesia Católica nos unimos a esta conmemoración, reconociendo el valor de las mujeres en su diversidad y el importante aporte que hacen en la construcción de todas las esferas sociales, de manera particular su aporte en la vida de la Iglesia y la construcción de la paz.

Desde el Secretariado Nacional de Pastoral Social / Cáritas Colombiana se lanza oficialmente la campaña “Mujeres que construyen paz”, con la que se busca resaltar la labor de lideresas que día a día lucha por consolidar la paz en sus territorios y así construir un mejor país.

De igual manera el próximo miércoles 10 de marzo, entre las 10:00 y 11:30 a.m., se realizará el “Conversatorio: El rol de las mujeres en la construcción de la paz”, donde se contará con la presencia de distintas lideresas que participan en la construcción de la paz desde sus regiones. El evento se transmitirá vía Facebook a través de la fanpage @pastoralsocialc.


[1] Evangelii Gaudium, n.104.

[2] Evangelii Gaudium, n.103.

[3] Discurso del Santo Padre Francisco a las participantes en el Congreso Nacional del Centro Italiano femenino,2014.

Gracias por su tiempo