Apoyo multipropósito a migrantes venezolanos afectados por la crisis

Apoyo multipropósito a migrantes venezolanos afectados por la crisis

Colombia ha sido uno de los países con mayor recepción de migrantes venezolanos, razón por la que diversas instituciones de servicio social han implementado proyectos o estrategias que ayudan a mitigar las necesidades de este grupo poblacional en situación de vulnerabilidad.

El Secretariado Nacional de Pastoral Social / Cáritas Colombiana en su visión de aportar al desarrollo humano, sostenible, solidario y servir a la comunidad para lograr una transformación social, implementa el proyecto: “Apoyo multisectorial a familias afectadas por la crisis migratoria venezolana en Colombia” en Riohacha y Maicao, Guajira; San José de Cúcuta, Norte de Santander; Arauca, Arauca y Puerto Carreño, Vichada.

El objetivo es proporcionar a las personas afectadas por la crisis venezolana en Colombia, acceso a agua potable, saneamiento básico, mejores prácticas de higiene, salud y asistencia monetaria multipropósito.

Este último ha sido utilizado por los migrantes de distintas formas, un ejemplo de ello son los emprendimientos. Con esto, las personas fortalecen su economía familiar y satisfacen sus necesidades básicas. “Con esa ayuda pude montar mi negocio de venta de pasteles. Compré mi calentador, unos banquitos y todo lo que necesitaba para empezar y, claro, alimentos para mis hijas. Muchas gracias y bendiciones, gracias a la tarjeta puedo levantarme todos los días a trabajar y no a buscar trabajo”, asegura una de las beneficiarias.

Por otro lado, en las comunidades aledañas a la ciudad de Cúcuta, prima la insatisfacción de necesidades básicas para las familias, siendo la desnutrición, la desescolarización y la salud precaria lo que más afecta a la población, por tal motivo cerca de 7 mil personas fueron vinculadas a este proyecto y usualmente destinan gran parte del efectivo para satisfacer sus necesidades básicas, principalmente la alimentación y el pago de servicios públicos, así como educación y acceso al sistema de salud.

“Gracias a la tarjeta le pude comprar un celular a mi hijo para que no se quede sin estudio como yo y así pueda ocupar su tiempo libre en algo útil, lejos de la calle y sus vicios y peligros. También compré comida para que tengamos buena alimentación”, afirmó una de las personas que hacer parte de este proyecto.

Para Wilmar Alejandro Mosquera, especialista del SNPS/CC, “tener una vivienda digna se hace un desafío en la zona de frontera, donde la alimentación es la prioridad; por esta razón, la mayoría de los beneficiarios no poseen los medios para mejorar sus hogares. En trabajo articulado con la línea de agua, saneamiento e higiene, se sensibiliza a la población sobre la importancia de los entornos saludables, las adecuaciones de las baterías sanitarias, lavado de manos, entre otras prácticas”.

Gracias a las capacitaciones que se han brindado por medio de este proyecto, algunas personas han destinado el dinero, de manera voluntaria, para sus viviendas, adecuando y mejorando los espacios sanitarios.

Gracias por su tiempo