Cáritas Colombiana recibe la cometa de la ternura

Cáritas Colombiana recibe la cometa de la ternura

Bogotá, Febrero 7 de 2019. En el Congreso de la República, la embajadora de la ternura de Venezuela Susana Rafali, entregó a Cáritas Colombiana la cometa de la ternura símbolo de la campaña “Cero violencia 100% Ternura”. Esta acción es impulsada por organizaciones basadas en la fe que busca erradicar la violencia contra los niños y las niñas de América Latina y el Caribe.

El acto simbólico estuvo acompañado por representantes a la Cámara y el Senado colombiano, el Ministerio del Interior y las organizaciones impulsoras de la campaña, que hicieron un reconocimiento al trabajo del sector religioso en la promoción de la eliminación de las violencias contra niños y niñas, y su protección.

Esta cometa inició su viaje en la frontera de México con Estados Unidos, elevándose durante la Caminata Huellas de Ternura, movilización social que convoca a la ciudadanía a expresarse en contra de la violencia hacia los niños y las niñas y a promover la ternura como método de crianza y dignificación de sus derechos. En Colombia la caminata empezó en Cúcuta el pasado 4 de febrero y tendrá lugar en Bogotá este domingo 10 de febrero.

La Hermana Gloria Patricia Corredor presidenta de CONACED, La Confederación Nacional Católica de Educación, quien recibió en representación de Colombia la Cometa, durante su intervención habló sobre la pedagogía de la ternura como camino de unidad y amor, “como dice el Papa Francisco, nuestras instituciones educativas tienen que ser tiendas de campaña de ternura, de compasión y de misericordia, que se viva un amor que dignifica a niños, niñas y jóvenes a ser sujetos de amor y que les permita defenderse”. Además, señaló que la familia debe ser el primer centro formador por lo cual debe velarse por su protección.

"Es necesario activar una ternura posible en países tan maltratados como los nuestros para habilitar una cultura de protección para nuestros niños y niñas" señaló Susana Rafali embajadora de Cáritas Venezuela al referirse a la importancia de esta campaña.

Durante el evento, la Directora de asuntos religiosos del Ministerio del Interior, Lorena Ríos, manifestó que desde el gobierno se busca ser un puente para aunar esfuerzos con la sociedad civil y con organizaciones y plataformas sociales, para que a través de acciones concretas se visibilicen iniciativas a favor de la niñez y estas se vean reflejadas en políticas públicas.

Por su parte la representante a la Cámara por Bogotá Irma Luz Herrera Rodríguez, manifestó que se trabaja en un proyecto de ley que busca la obligatoriedad de la escuela de padres y madres teniendo en cuenta la importancia de la familia en la educación infantil y en la promoción de sus derechos.

“En Colombia entre enero y marzo de 2018, cada 30 minutos un niño o niña fue abusado sexualmente, de estas el 85% son niñas, el 45% se encuentran entre los10 y 13 años y un 30% entre 5 y 9 años” indicó la congresista al referirse a las alarmantes cifras de violencias contra la niñez que se presentan en el país.

Según el Instituto Colombiano de Bienestar Familiar en un reporte presentado hasta septiembre de 2018 sobre la violencia en contra de los niños, niñas y adolescentes en el país, se atendió 18.617 casos de violencia contra los menores, un promedio de 68 casos diarios.

También intervinieron, Carlos Eduardo Acosta Lozano, representante al Senado por Bogotá; Lila Palacios de Martínez, coordinadora de la Mesa interinstitucional de Educación en el sector religioso; Monseñor Juan Espinosa, secretario general de CELAM; Harold Segura, director de relaciones eclesiásticas de World Vision Internacional; la Hermana Daniela Cannavina, secretaria general de la CLAR; y el Presbítero Carlos Fritzen, presidente de la Federación Internacional Fe y Alegría, todos haciendo un llamado a la unidad interreligiosa en asuntos centrales como el del cuidado y protección de la niñez.

La Campaña, además de la caminata promueve el Pacto por una Crianza con Ternura que busca que madres, padres, educadores, formadores en la fe, dirigentes sociales y políticos se comprometan a practicar la ternura como alternativa de crianza y protección para los niños y las niñas.

Es la primera vez que la cometa se recibe en un Congreso de la República. Una vez viaje por el país, se le añadirá la bandera colombiana para que nuestro embajador de la ternura el próximo 14 de febrero en Ipiales, entregue al embajador de Ecuador. La cometa finalizará su vuelo en la Patagonia.

Gracias por su tiempo